Un mosaico romano digno de Botticelli

Gladiador pensativo

Gladiador pensativo

En la antigua Leptis Magna, cerca de la capital de Libia, Trípoli, un grupo alemán de arqueólogos de la Universidad de Hamburgo se hallaba excavando el frigidarium o piscina de agua fría de una villa cuando antes sus ojos apareció un mosaico de una calidad extraordinaria. Fue en el año 2000, aunque, dado el valor del hallazgo, éste no se ha hecho público hasta ahora para evitar que fuera objeto de pillaje.

El mosaico, realizado entre los siglos I y II d.C., muestra a un gladiador en actitud reflexiva sentado junto al cuerpo del rival al que acaba de dar muerte. El realismo de la imagen y la capacidad para plasmar la expresión abstraída del vencedor de que hace gala el anónimo artista ha hecho que algunos investigadores lo hayan comparado con el pintor renacentista Sandro Boticelli.